Trazabilidad

La trazabilidad consiste en asociar sistemáticamente un flujo de información a un flujo físico de mercancías, de manera que pueda relacionarse, en un momento dado, la información requerida relativa a los lotes o grupos de productos determinados.

Nuestras exigencias en trazabilidad son máximas. Un sistema informatizado relaciona rigurosamente el producto final con el origen del mismo y los procesos en los que ha estado involucrado.De esta manera somos capaces de seguir, localizar y ubicar cualquier lote de producto a lo largo de la cadena de producción, desde su origen hasta su estado final.

Trazabilidad ascendente

Identificamos los productos que son recibidos en nuestra empresa, acotados con toda la información de trazabilidad requerida.

Trazabilidad interna o trazabilidad de procesos

Realizamos continuos controles de calidad durante todo el proceso productivo, junto con comprobaciones en diferentes estaciones de la producción para cumplir, no sólo con los requisitos legales y por supuesto de nuestros clientes, sino también con los nuestros propios.

Trazabilidad descendente

Sabemos en todo momento cuales son los productos expedidos por la empresa, y dónde se encuentran, acotados siempre con una completa información de trazabilidad (lote, fecha de caducidad/consumo preferente).

Calidad. Productos de confianza legales y seguros.

Nuestro afán de esfuerzo y dedicación por conseguir la mejora continua en nuestros procesos y productos se ve recompensado por los clientes más exigentes de España y Europa, que depositan, desde hace ya muchos años, su confianza en nosotros y en nuestros productos.

Disponemos de un gran equipo humano implicado en el cuidado de todas las etapas del proceso productivo, desde la producción de la materia prima hasta la expedición del producto terminado.

Realizamos continuos controles de calidad durante todo el proceso productivo, para cumplir con los requisitos legales y por supuesto de nuestros clientes.

Nuestro compromiso con la calidad y la seguridad alimentaria está avalado con la obtención de las diferentes certificaciones en normas voluntarias desde hace años.

De 2003 a 2004 obtuvimos la certificación en ISO 9001. En 2005 decidimos orientarnos hacia los protocolos específicos de seguridad alimentaria, obteniendo el certificado BRC, manteniéndolo hasta el año 2008. En ese mismo año obtuvimos el certificado IFS, superando ambas auditorías con el nivel superior. Desde entonces, hemos mantenido el certificado IFS (nivel superior)en 3 plantas de producción hasta la actualidad.

Para garantizar que nuestros productos satisfagan a diferentes grupos religiosos y culturales, ofrecemos “Carne de conejo Halal” (sacrificado por el rito musulmán), ya que disponemos de la certificación “Garantía Halal” en uno de nuestros centros de producción.

IFS

Si necesitas más información sobre Hermi, envíanos tu mensaje.